ir en bicicleta por ciudad, normas bicicleta ciudad, ir en bici por ciudad
22 Feb

El lío sobre por dónde deben circular los ciclistas en ciudad es tremendo. Según las normas de tráfico para ciclistas, en ciudad se debe circular por el carril bici; si no existe, se circulará por la carretera junto con el tráfico.

Cuando nos toca circular entre los coches las normas son las mismas que para éstos; no podemos ir en dirección contraria y debemos respetar las señales de tráfico de la misma forma que el resto de vehículos. Si no estáis seguros de todas las normas para bicicletas, en nuestro post de multas ciclistas os lo contamos todo.

Consejos para ir en bicicleta por ciudad

En carretera el ciclista es el usuario más vulnerable. Seguir las normas de seguridad y abogar por una buena relación y respeto entre bicicletas y coches es la única forma de convivir. Como pedalear entre el tráfico a veces puede dar auténtico miedo, hoy os vamos a dar unos consejos para rodar de forma segura y sin percances.

Que se te vea bien

En la carretera no tenemos tanta visibilidad como quisiéramos. Los conductores están acostumbrados a buscar obstáculos mayores como otros coches y no se percatan tan fácilmente de la presencia de bicicletas.

En este mar de gigantes es clave que se nos vea bien. ¿Cómo? No hace falta mencionar el uso de luces, la mejor manera de ver y de hacernos ver cuando atardece o es de noche. La ropa reflectante puede ser también nuestra mayor aliada. Otra opción son los accesorios o cintas reflectantes que podremos colocar en el casco, por ejemplo.

Conviértete en parte del tráfico

Circular entre el tráfico nos convierte en parte del tráfico. Aunque puede parecer más seguro pegarnos todo a la derecha de la calzada que podamos, no lo es; ésto hace que los coches se vean más tentados a adelantarnos sin respetar la norma de 1,5 metros de distancia.

Lo mejor es circular algo más centrado en la calzada. Esto también evitará inconvenientes con los coches aparcados y el problema de que los usuarios abran las puertas más pegadas a la carretera sin mirar. ¡Hazte respetar y sé parte del tráfico!

Mantente en tu carril

A veces nos salimos del carril por el que estamos circulando porque hay un gran espacio para aparcamiento sin coches estacionados. Lo mejor que podemos hacer es permanecer todo el tiempo en nuestro carril; si salimos, cuando entremos de nuevo podemos coger por sorpresa a algún coche que circule por la carretera. ¡El susto sera para ambos!

Señaliza todo lo que vayas a hacer

Al ir en bicicleta por ciudad nuestros brazos son los intermitentes. Señalizar todas y cada una de las maniobras que vayas a hacer es clave. Las señales ayudan a aumentar nuestra confianza mientras circulamos. También sirven como guía para el resto de usuarios de la carretera; la única forma de adelantar hacia dónde queremos ir.  

Para señalizar giros hacia la izquierda o hacia la derecha basta con levantar el brazo del lado al que queremos girar; para señalizar una reducción de la velocidad o parada podemos extender el brazo izquierdo y mover la mano arriba y abajo con la palma extendida. También se puede señalizar extendiendo el brazo izquierdo hacia abajo con la palma de la mano mirando hacia atrás.

Mil ojos

Cuando circulamos por la carretera hay que estar en todo, tener la atención puesta en todo. Hay que tener especial cuidado en las intersecciones; cuando vamos a girar a derecha o izquierda para acceder a otra vía tenemos prioridad de paso pero puede suceder que estemos en un ángulo muerto y el conductor del coche no nos vea. ¡Ya sabéis, atención máxima!

Ir en bicicleta por ciudad no tiene por qué ser ningún drama. ¡Que reine el respeto!

 

También puedes encontrarnos en FacebookTwitter, Instagram, Pinterest y LinkedIn

Deja un comentario

cinco × cinco =